Electrofisiología

Un estudio de electrofisiología, proporciona información clave para el diagnóstico y tratamiento de las arritmias. Aunque la prueba es más invasiva que un electrocardiograma (ECG) o un ecocardiograma e involucra provocar arritmias, ofrece datos que posibilitan:

  • Diagnosticar el origen de los síntomas de una arritmia
  • Evaluar la efectividad de ciertas medicaciones en el control del trastorno de ritmo del corazón
  • Predecir el riesgo de un evento cardíaco futuro, como la muerte cardíaca súbita
  • Evaluar la necesidad de un dispositivo implantable (un marcapasos o CDI) o de un procedimiento de tratamiento (ablación por radiofrecuencia con catéter)

Quién realiza la prueba y dónde

Como durante un estudio EP se provocan arritmias potencialmente peligrosas, es crucial que haya personal especializado presente para responder a cualquier situación. El estudio es realizado por un médico electrofisiólogo, con entrenamiento avanzado en el diagnóstico y tratamiento de problemas con el ritmo del corazón. El electrofisiólogo dirige un equipo de profesionales de salud especialmente entrenados, tecnólogos y enfermeras, que asisten durante el procedimiento.

El equipo realiza el estudio EP en un laboratorio de electrofisiología, un ambiente clínico controlado bien provisto localizado generalmente en un hospital o clínica. Por ello, la prueba es bastante segura y las complicaciones son raras.

El estudio electrofisiológico tradicionalmente se realiza con registros endocavitarios. Estos se consiguen a través de la introducción de varios catéteres colocados por fluoroscopia en distintas zonas del corazón.


Otras preguntas frecuentes que los pacientes se hacen que podrian interesarle